Skip to main content

Como acelerar Internet con BIND9

En Internet todos los dispositivos conectados a la red se identifican por la IP. Ordenadores, servidores, móviles, routers, cortafuegos; todos ellos tienen una IP. En IPv4 es una serie de cuatro números separados por puntos. Del tipo 128.56.47.12. Como memorizar esto es bastante tedioso y poco práctico ya que memorizamos mejor palabras existen los servidores de dominio. Estos son unos equipos conectados a internet que guardan una lista de nombres y su correspondiente IP.

Cuando vamos por ejemplo a ubuntux.info, nuestro navegador consulta a un servidor de nombres de dominio, seguramente facilitado por el proveedor de conexión a Internet, y él responde con la IP que corresponde a ubuntu.info. Con la IP el navegador ya puede acceder a ubuntu.info. Esto es así para cualquier nombre de dominio.

En la carga de cada página web esto se hace muchas veces para cada nombre de dominio que haya en ella. La suma de todas estas consultas añade bastante tiempo del que se emplea para mostrar la página.

Podemos instalar en nuestro equipo un servidor de nombres de dominio, y que esas consultas se hagan directamente a él. Al estar el servidor en nuestro propio equipo las consultas se resuelven mucho más rápidamente. Si nuestro servidor ignora la IP de la consulta él la pedirá a un servidor externo. Es decir haremos que el servidor cachee las consultas al servidor externo de nombres de dominio.

El servidor más importante es BIND9. Vamos a instalarlo. Abrimos una terminal desde Aplicaciones -> Accesorios -> Terminal o pulsando simultáneamente CTRL + ALT + T. Escribimos en la terminal las siguientes ordenes para instalar BIND9:

sudo aptitude update && sudo aptitude -y install bind9 dnsutils

Para que funcione como servidor cache de DNS solo debemos editar un archivo. Lo abrimos para editar con:

sudo gedit /etc/bind/named.conf.options

Y buscamos en el grupo forwarders, lo editamos para dejarlo así:

forwarders {
8.8.8.8;
8.8.4.4;
};

Aquí estoy usando los servidores de nombres de Google, que son 8.8.8.8 y 8.8.4.4. Podemos usar los de nuestro proveedor de internet u otros que consideremos apropiados.

Reiniciamos BIND9:

sudo /etc/init.d/bind9 restart

Finalmente tendremos que configurar en Sistema -> Preferencias -> Conexiones de red. Esto dependerá de nuestro proveedor y la forma en la que nos conectemos. Debemos poner en servidores de nombres de dominio DNS nuestro propio equipo, es decir 127.0.0.1. Sirva la siguiente imagen como guía:

También podemos editar:

sudo gedit /etc/resolv.conf

y añadir otra entrada al principio:

nameserver 127.0.0.1

Comprobación

Para probar que esta funcionando podemos usar el comando dig. La primera vez que lo usemos nos mostrará un tiempo de respuesta de decenas de milisegundos. Una vez BIND9 registre el nuevo nombre de dominio la respuesta será en pocos milisegundos. Por ejemplo:

dig ubuntux.info | grep "Query"

La primera vez me responde el 78ms, la segunda en 0ms.

Como hacer un trazado en Ubuntu 10

En las últimas versiones de Ubuntu se han ido eliminado algunos comandos que considero bastante necesarios. Este es el caso, entre otros del comando traceroute. Este comando nos permite realizar un mapa de los paquetes que se transmiten entre dos sistemas por internet.

Para instalarlo desde una terminal:

sudo apt-get install traceroute

El uso básico es bien sencillo. Le damos como parámetro el nombre de la máquina hacia la que queremos trazar, por ejemplo:

traceroute www.google.com

Bien es cierto que su funcionalidad quedaba bien cubierta con Sistema -> Administración -> Herramientas de red. Incluye traceroute además de otras herramientas de diagnostico de red.

Instalar LAMP en Ubuntu con tasksel

Un servidor LAMP es la suma de varios servicios que conforman una máquina en Internet que ofrece páginas web dinámicas, apoyadas en un servidor de bases de datos y generadas por una aplicación. La L de LAMP indica que en el servidor se ejecuta un sistema operativo tipo Linux. La A viene del nombre del servidor de páginas web Apache, instalado en la máquina Linux. La M es el nombre del servidor de bases de datos SQL, llamado MySQL. Y la P es del interprete del lenguaje PHP con el que se generan la páginas que el servidor web Apache enviará a nuestro cliente web, Firefox, Chrome o iexplorer.

LAMP es una combinación de servidor muy común y por eso tiene nombre propio. Gran cantidad de las páginas web se sirven con un servidor LAMP, como el que aloja ubuntux.info. Un servidor LAMP es la base de la web 2.0.

El comando tasksel instala tareas de paquetes. Una que viene predefinida es la de servidor LAMP. Gracias a tasksel y tal y como vamos a ver, instalar un servidor LAMP en Ubuntu es muy fácil. Este comando esta disponible en la mayoría de las ediciones de Ubuntu, pero en las más recientes ha sido retirado de los CD de instalación. Sin embargo podemos instalarlo tal como vimos recientemente en Tasksel ausente en Ubuntu 10.10 en Maverick Meerkat ya que se conserva en los repositorios.

Para instalar LAMP simplemente abrimos una terminal desde Aplicaciones -> Accesorios -> Terminal o pulsando CTRL+ALT+T. En ella copiamos para ejecutar el siguiente comando:

sudo tasksel install lamp-server

Tras introducir la contraseña que nos autentifica como usuario administrador se mostrará un asistente en modo texto donde vemos como se descargan e instalan los diferentes paquetes que conforman un servidor LAMP. Llegando casi el final de la instalación nos pedirá que asignemos una contraseña para el usuario root del servidor MySQL. Simplemente la introduciremos y la confirmaremos después. Con esto queda instalado el servidor LAMP.

Comprobación

El siguiente paso será comprobar que lo instalado funciona. Debemos conocer la IP de la máquina donde se instaló el servidor LAMP. Si LAMP lo hemos instalado en nuestra propia máquina nos servirá usar como IP la 127.0.0.1. Es una convención que apunta siempre a nuestra propia máquina. También podemos usar como nombre de la máquina «localhost«. Abrimos un navegador web y en la barra de direcciones escribimos la IP. Si todo esta correcto cargará una página donde pone:

It works!

¡Funciona! Así comprobamos que el servidor Apache funciona correctamente. Lo que hace Apache es enviar al navegador un archivo index.html alojado en la ruta /var/www y este, el navegador, nos lo muestra. En ese directorio es donde por defecto se guarda el contenido que mostrará nuestro servidor web Apache.

Probemos ahora el interprete de PHP. A veces la unión entre PHP y Apache no se establece correctamente tras la instalación. El fallo que veríamos es que no se interpretan los PHP y Apache nos los ofrece para descargar. Para solventar esto reiniciamos Apache con el siguiente comando:

sudo /etc/init.d/apache2 restart

Vamos a poner un pequeño script en PHP en el directorio del servidor web /var/www. Usaremos el siguiente comando en un terminal:

echo "<?php phpinfo(); ?>" | sudo tee /var/www/index.php

Vamos a un navegador y en la barra de tareas escribimos 127.0.0.1/index.php donde 127.0.0.1 seria la IP de la máquina donde esta alojado el servidor LAMP. Si todo funciona correctamente nos descargará un informe con las características del servidor PHP.

Como hemos visto instalar LAMP así es rápido y sencillo. Sobre todo cuando de un Ubuntu Server se trata. Con esto ya podemos empezar a crear páginas en html o usar aplicaciones de servidor como WordPress, Drupal, o Phpbb. Una de esas aplicaciones de servidor que nos pueden resultar interesantes es PhpMyAdmin, la cual nos ayuda a administrar el servidor MySQL.

En defensa de los derechos de los ciudadanos en internet

Perdonad que hoy en este artículo me salga de la temática del blog y de paso a un texto que he visto en genbeta que si bien puedo no coincidir plenamente creo que es muy representativo de los problemas que tiene Internet con la futura nueva Ley.

Manifiesto “En defensa de los derechos fundamentales en internet”

Ante la inclusión en el Anteproyecto de Ley de Economía sostenible de modificaciones legislativas que afectan al libre ejercicio de las libertades de expresión, información y el derecho de acceso a la cultura a través de Internet, los periodistas, bloggers, usuarios, profesionales y creadores de internet manifestamos nuestra firme oposición al proyecto, y declaramos que…

1.- Los derechos de autor no pueden situarse por encima de los derechos fundamentales de los ciudadanos, como el derecho a la privacidad, a la seguridad, a la presunción de inocencia, a la tutela judicial efectiva y a la libertad de expresión.

2.- La suspensión de derechos fundamentales es y debe seguir siendo competencia exclusiva del poder judicial. Ni un cierre sin sentencia. Este anteproyecto, en contra de lo establecido en el artículo 20.5 de la Constitución, pone en manos de un órgano no judicial – un organismo dependiente del ministerio de Cultura -, la potestad de impedir a los ciudadanos españoles el acceso a cualquier página web.

3.- La nueva legislación creará inseguridad jurídica en todo el sector tecnológico español, perjudicando uno de los pocos campos de desarrollo y futuro de nuestra economía, entorpeciendo la creación de empresas, introduciendo trabas a la libre competencia y ralentizando su proyección internacional.

4.- La nueva legislación propuesta amenaza a los nuevos creadores y entorpece la creación cultural. Con Internet y los sucesivos avances tecnológicos se ha democratizado extraordinariamente la creación y emisión de contenidos de todo tipo, que ya no provienen prevalentemente de las industrias culturales tradicionales, sino de multitud de fuentes diferentes.

5.- Los autores, como todos los trabajadores, tienen derecho a vivir de su trabajo con nuevas ideas creativas, modelos de negocio y actividades asociadas a sus creaciones. Intentar sostener con cambios legislativos a una industria obsoleta que no sabe adaptarse a este nuevo entorno no es ni justo ni realista. Si su modelo de negocio se basaba en el control de las copias de las obras y en Internet no es posible sin vulnerar derechos fundamentales, deberían buscar otro modelo.

6.- Consideramos que las industrias culturales necesitan para sobrevivir alternativas modernas, eficaces, creíbles y asequibles y que se adecuen a los nuevos usos sociales, en lugar de limitaciones tan desproporcionadas como ineficaces para el fin que dicen perseguir.

7.- Internet debe funcionar de forma libre y sin interferencias políticas auspiciadas por sectores que pretenden perpetuar obsoletos modelos de negocio e imposibilitar que el saber humano siga siendo libre.

8.- Exigimos que el Gobierno garantice por ley la neutralidad de la Red en España, ante cualquier presión que pueda producirse, como marco para el desarrollo de una economía sostenible y realista de cara al futuro.

9.- Proponemos una verdadera reforma del derecho de propiedad intelectual orientada a su fin: devolver a la sociedad el conocimiento, promover el dominio público y limitar los abusos de las entidades gestoras.

10.- En democracia las leyes y sus modificaciones deben aprobarse tras el oportuno debate público y habiendo consultado previamente a todas las partes implicadas. No es de recibo que se realicen cambios legislativos que afectan a derechos fundamentales en una ley no orgánica y que versa sobre otra materia.

Via: Genbeta